LA UNIÓN EUROPEA APRUEBA REDUCIR LA PRESENCIA DE ACRILAMIDA EN LOS ALIMENTOS

El pasado 19 de julio los representantes de los países de la Unión Europea (UE) votaron a favor de la propuesta de la Comisión Europea para reducir la presencia de acrilamida en los alimentos.

Como ya confirmó la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) en 2015, la acrilamida es una sustancia cancerígena que se presenta de forma natural al someter a los productos a base de patatas, productos a base de cereales, café y sucedáneos del café especialmente a altas temperaturas, como al freír, asar y cocer.

Por tanto, para la primavera de 2018 (fecha prevista de entrada en vigor de la propuesta), las empresas alimentarias se verán obligadas a aplicar unas nuevas medidas para reducir la presencia de esta sustancia, que variarán según el tamaño y la naturaleza del establecimiento.

Fuente: Comunicado de prensa de la Comisión Europea