Como-Descongelar-carne-pescado-pan

Cómo descongelar carne, pescado y pan de manera segura

En seguridad alimentaria, se dice que entre los 4º C y 65º C estamos en zona de peligro. Los organismos crecen y crecen cuando campan a sus anchas en las encimeras de nuestras cocinas.

Por ello, es importante que los alimentos que vamos a descongelar estén a temperatura ambiente el menor tiempo posible.

Si dejamos descongelar un alimento durante más de dos horas a temperatura ambiente, deberíamos descartar este producto por el riesgo de contaminación bacteriana.

Tanto en nuestra casa, como si somos propietarios de un restaurante, nos preocupa la seguridad y también que los alimentos conserven sus características organolépticas. En este sentido, las autoridades protegen la salud de los consumidores obligando a las empresas a inscribirse en el registro sanitario, certificando que cumplen con los requisitos legales en esta materia.

Los análisis de alimentos son la herramienta más adecuada para evitar  intoxicaciones.

La implantación rigurosa del sistema de APPCC (Análisis de Peligros y Puntos de Control Critico) reduce el riesgo de intoxicación por la ingesta de alimentos en condiciones inadecuadas, lo que se traduce en que la manipulación correcta es una garantía.

Es obligatorio conservar la cadena de frío, controlando y registrando las temperaturas diariamente, realizando informes sobre las incidencias y medidas correctoras.

Igualmente se deben tomar medidas para la descongelación tanto en los establecimientos como en nuestros hogares. A continuación, te explicamos cómo descongelar alimentos de forma segura para evitar intoxicaciones alimentarias.

 

Como descongelar la carne

Lo primero que debemos saber es que, normalmente, el proceso de congelación impide que las bacterias aumenten, pero no las destruyen necesariamente.

El método tradicional de dejar la carne en la nevera es la mejor forma de descongelar, aunque sea un proceso más largo. De esta forma, la carne después de su descongelación puede ser usada durante al menos tres días con garantía.

 

Es importante evitar que el agua de fusión (agua que se produce al descongelar el alimento) contacte directamente con la carne. Para evitarlo podemos colocarlo sobre una superficie que permita que el agua caiga a otro recipiente.

Otra opción es descongelarla en el microondas a baja potencia. Es un método rápido, pero los resultados no son muy buenos. La carne pierde sabor y textura, pues es fácil que se cueza ligeramente.

Por su parte, no se debe descongelar carne en agua caliente no es nada aconsejable. Es incluso peor que dejarla descongelar a temperatura ambiente, porque las bacterias se van a desarrollar con facilidad en cuanto la carne empiece a descongelarse.

Como-Descongelar-carne-pescado-pan

Como descongelar el pescado

Es frecuente que, tanto en casa como en hostelería, compremos pescado congelado cuando encontramos buena calidad a buen precio. El pescado es un alimento muy perecedero, debemos consumirlo cuanto antes y conservarlo a temperaturas más bajas que a la carne.

Los sistemas de descongelación que se suelen utilizar son los mismos que hemos comentado para descongelar la carne.

Lo ideal es la descongelación en la parte baja de la nevera. Siempre que tengamos tiempo deberíamos optar por este método.

No se debe descongelar el pescado en agua caliente o a temperatura ambiente, ni tampoco es es igual de efectiva y segura la descongelación en microondas porque el proceso no es homogéneo.

Como descongelar el pan

Para que el pan recupere la suavidad que tenía antes de ser congelado, lo mejor es descongelarlo en la bandeja del horno a unos 180º. El tiempo variará en función del tamaño del pan, bastando cinco minutos si se trata de pan cortado previamente en rebanadas. Además de rápido, la sensación de calor y olor es muy agradable con este método.

Por otra parte, si el pan está cortado en rebanadas, lo podemos descongelar en la tostadora. Es una forma rápida y el resultado es buenísimo.

Sin embargo, la descongelación a temperatura ambiente es la más utilizada. En este caso, el riesgo de contaminación alimentaria es bajo, por lo que este método no supone un problema.

Lo cierto es que la forma más rápida de descongelar pan es en el microondas.

Sin embargo, con este sistema el pan se ablanda primero y, en poco tiempo, se endurece mucho. Para evitar esto y que el pan conserve la humedad, podemos cubrirlo con un paño de hilo y poner un vaso de agua.

Congelar los alimentos nos permite tenerlos disponibles en cualquier momento, tanto frescos como cocinados, pero es necesario estar muy atentos, tanto a la conservación de sus propiedades como a la aparición de bacterias.

En cualquier caso, la descongelación, incluida la de verduras, debe realizarse siempre de la forma correcta -el mejor método siempre es lentamente en la nevera, excepto con el pan-, no solo para evitar intoxicaciones y que la comida conserve sus propiedades alimenticias, sino para preservar también su textura y su sabor.

Por último, si nos dedicamos a la hostelería, para ejercer sin preocupaciones y de manera legal, debemos conseguir un registro sanitario.

Para ello, por ejemplo, si trabajas en la Región de Murcia debes acudir al registro sanitario en Murcia; allí podrás realizar el trámite y obtener los permisos rápidamente o bien ponerte en contacto con nosotros y te ayudamos